The Man From UNCLE: How to Steal the World (1968)

FICHA TÉCNICA

USA, 1968: Intérpretes : Robert Vaughn (Napoleon Solo), David McCallum (Illya Kuryakin), Barry Sullivan (Dr. Robert Kingsley), Eleanor Parker (Margitta Kingsley), Leslie Nielsen (general Maximilian Harmon), Leo G. Carroll (Alexander Waverly), Peter Mark Richman (Mr. Webb), Albert Paulsen (Dr. Kurt Erikson)

Director: Sutton Roley – Guion: Norman Hudis, basado en la serie de TV The Man From UNCLE, creada por Sam Rolfe

TRAMA

El doctor Robert Kingsley – un colaborador cercano a la agencia internacional de espionaje UNCLE – ha desaparecido. Pero Kingsley no es el único científico perdido; pronto comienzan a llegar noticias que otros brillantes investigadores han sido secuestrados a lo largo de todo el globo. Los agentes Napoleón Solo e Ilya Kuryakin se lanzan a investigar, pero las pistas escasean. Es por ello que deciden anticiparse al enemigo – la organización THRUSH -, convenciendo al profesor David Garrow para que porte un dispositivo rastreador que los guíe hasta la madriguera en donde los enemigos del mundo libre están preparando sus planes. Así es como los agentes de UNCLE llegan a una base secreta oculta entre las montañas del Himalaya, en donde el mismo Kingsley comanda una misión tan ingenua como utópica: reunir a las siete mentes más brillantes del mundo para concretar su proyecto de acabar con las guerras de una vez por todas. Y, para ello, ha desarrollado el “gas de la docilidad”, un químico gaseoso capaz de lavarle el cerebro a quienes lo aspiran y hacerles cumplir las órdenes que reciban por una emisión de radio. Y Solo y Kuryakin deberán combatir a Kingsley y los esbirros de THRUSH antes que conviertan a todo el mundo en un planeta poblado de robots humanos.

CRÍTICA

“How to Steal the World” es el último filme – montado sobre capítulos dobles – de la serie The Man From UNCLE. Precisamente está construido con los dos últimos capítulos de la temporada final de la serie… y las muestras de agotamiento creativo son demasiado notables. El cast de luminarias no logra disimular los enormes problemas del libreto, que van desde la desidia hasta la ingenuidad. Para tener una idea, diremos que la base del villano se ve igualita al aeropuerto de Los Angeles (ése en donde la torre de control parece un plato volador), y está establecida en el Himalaya… 

El libreto no sabe muy bien para dónde disparar. En realidad es una consecuencia lógica de la mecánica de la serie – ¿cuántas veces más van a salvar el mundo Napoleón Solo e Ilya Kuryakin si lo hacen todas las semanas? ¿qué otro tipo de plan diabólico pueden urdir los villanos que no sea apoderarse del planeta, generar una guerra entre super potencias, o utilizar un arma devastadora e imparable? -. Acá el plan de turno es gasear a toda la humanidad con un quimico que te liquida la voluntad y te pone en estado catatónico. La idea es poner a toda la gente con la mente en blanco, y mandarles la orden de que no se peleen más. Al menos ése es plan de Barry Sullivan, el científico ingenuo e idealista de turno, plan que no comparten en absoluto los malvados cerebros de THRUSH – quienes financiaron todo para sacarle el control del proyecto a Sullivan cuando sea el momento apropiado. Fuente: www.sssm.com.ar/Cipol y fotos Alamy Stock Photo

TRÁILER

IMÁGENES DEL FILME

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

Comentarios

Comentarios

Top
A %d blogueros les gusta esto: