Hacksaw Ridge

FICHA TÉCNICA

Dirección: Mel Gibson Guión: Andrew Knight y Robert Schenkkan Reparto: Andrew Garfield, Sam Worthington, Luke Bracey, Hugo Weaving, Teresa Palmer, Vince Vaughn Música: Rupert Gregson-Williams Fotografía: Simon Duggan

“Hacksaw Ridge” podía haberse convertido en una apología a las imágenes bélicas y a la crudeza de la guerra, algo muy natural en su director Mel Gibson en trabajos que hemos visto de él anteriormente. Pero él tuvo el gran acierto de centrar su filme en las convicciones éticas y morales del protagonista.

Claro que hay fuertes escenas de guerra, al principio, que enmarcan lo que podemos esperar de Desmond Doss (Andrew Garfield), un joven que por principios decide ingresar al ejército para servir como enfermero en la Segunda Guerra Mundial, y por supuesto al final del filme, donde Gibson saca toda su artillería y describe con brutalidad los horrores del enfrentamiento entre americanos y japoneses por tomarse Hacksaw Ridge en la famosa batalla de Okinawa.

Pero la película tiene muchos momentos claves, que deducen la madurez del australiano en la dirección, el comportamiento del padre de Desmond, Tom (Hugo Weaving), un alcohólico que ahoga sus penas por la muerte de sus compañeros y amigos que participaron en la Primera Guerra Mundial, que maltrata a su madre y hermano, por lo que Desmond lo odia, pero que le ayuda por su condición de soldado a no ser encarcelado.

Otro momento clave del filme, es cuando Desmond joven golpea a su hermano con un palo de madera y es recriminado por su padres y él mira un cuadro en su casa de los 10 mandamientos y con la frase “no matarás”, lo que le permite tomar la decisión de respetar ante todo la vida humana, independiente del momento que viva, ya que su formación cristiana y adventista.

La película tiene más de dos horas de duración, pero no se siente, porque el director inteligentemente va vinculando al espectador a la trama, a los deseos de Desmond de convertirse en soldado para estar en el campo de batalla sin portar un arma, ni agredir a nadie, simplemente ser un enfermero para ayudar a las personas y convertirse en un objetor de conciencia.

El trabajo de Gibson en la dirección es magnífica, ya que ha madurado en su rol y transmite con personalidad a los actores lo que quiere de cada uno de los personajes. Para destacar el trabajo de fotografía de Simon Duggan, especialmente cuando Desmond en pleno campo de batalla comienza a salvar a los heridos que han quedado en el terreno, mientras el fuego cruzado continúa. Meritorio desde todo punto de vista, el trabajo descomunal que ha hecho Andrew Garfield en interpretar al héroe que rescató a 75 soldados. El actor, mucho más maduro en su interpretación, personifica con criterio y realismo al personaje de la vida real que falleció en el 2006.

Ganadora de dos premios de la Academia: Mejor montaje y sonido.

 

Comentarios

Comentarios

Top
A %d blogueros les gusta esto: